CORRES EL PELIGRO DE ENAMORARTE

Cruzas la portalada, entras a la finca y, tras poner los pies en el interior, te trasladas a un espacio totalmente distinto del espacio del que vienes. Y te trasladas a otro tiempo que tampoco tiene que ver con aquel en el que vives.

Entrar a la Farinera Sant Lluís es aislarte un poco de todo. Dejarte seducir. Sentarte, respirar hondo y, con los ojos cerrados, imaginarte lo que quieras. Donde quieras. Como, cuando y con quien quieras.

Entonces podrás confirmar la sensación que muchos hemos tenido y tenemos siempre que paseamos por la Farinera. Sentirás un amor tan intenso que la sentirás tuya y, con un poco de suerte, ella se dejará seducir y te lo entregará todo.

ESPACIOS

Su amplia variedad de espacios diáfanos y versátiles permite escoger el lugar ideal para hacer realidad cualquier evento y, al mismo tiempo, organizar todo tipo de actos en la Farinera Sant Lluís.

El diseño interior de la Farinera se basa en la creación de escenas delicadas, elegantes y exclusivas, logradas gracias a la combinación de detalles anglosajones y del innovador mobiliario de Empordà Estil. Un ambiente chic & soft a base de piezas expresivas que reflejan el alma de la artesanía, con un diseño equilibrado y el toque vanguardista de la tecnología.

Unos jardines exclusivos que esconden multitud de recuerdos y el interior, confortable y cálido, de la antigua harinera te invitan a celebrar tus presentaciones, reuniones, convenciones, actividades de teambuilding, ceremonias, comidas privadas, rodajes, sesiones fotográficas, conciertos, exposiciones y todo cuanto puedas imaginar.